domingo, 5 de septiembre de 2010

UNA DE FANTASMAS

Y yo que pensaba que las películas de Fantomas y de Fumanchú ya eran parte de la historia... Pues resulta que no. El asesor de imagen de ETA-que debe ser un infiltrado de la Benemérita-les ha recomendado disfrazarse de la guisa en la que aparecen en el video que han enviado a la BBC, con capuchas de blanco satén (que, digo yo, deben estar pensadas para denotar su infinita ansia de pazzzz), en tanto que el resto de la vestimenta consiste en un negro negrísimo como los aquéllos de un grillo, que diría un castizo. Ni las manos se dejan ver.
Jamás la opacidad política y la oscuridad moral encontraron una imagen tan fiel. Durante años por venir, los expertos en la retórica de la comunicación audiovisual estudiarán este video como emblema perfectamente inquietante de lo sórdido y de lo siniestro. El Ku Klux Klan de la Patria Vasca, del Dios de Don Sabino Arana y de las Leyes Viejas. Qué cutres, mon Dieu.
Dicen éstos, sin dejarnos ver cómo no se les cae la cara de vergüenza-entre otras razones, porque no tienen agallas para enseñarla-que quieren emplazar al gobierno "para acordar los mínimos democráticos necesarios para emprender el proceso democrático". Más que obsceno, resulta vomitivo ver cómo la palabra "democrático" supura desde las enfermizas y negras llagas de esas capuchas satinadas.
El único blanco que queremos ver es el de la bandera de la rendición incondicional de ETA, acompañada de la entrega de las armas y la restitución material y moral a las víctimas. Todo lo demás son palabras, patéticas y siniestras maniobras que se quisieran políticas y no quedan más que en una mala película de serie B.

viernes, 16 de julio de 2010

Quotation of the day

... entro nelle antique corti degli antiqui huomini, dove, da loro ricevuto amorevolmente, mi pasco di quel cibo, che solum è mio, et che io nacqui per lui; dove io non mi vergogno parlare con loro, et domandarli della ragione delle loro actioni; et quelli per loro humanità mi rispondono; et non sento per quatro hore di tempo alcuna noia, sdimenticho ogni affanno, non temo la povertà, non mi sbigottisce la morte: tucto mi trasferisco in loro...

Niccolò Machiavelli, Carta a Francesco Vettori, 10 Dic. 1513

martes, 30 de marzo de 2010

Quotation of the day: Jonathan Swift




Swift's Travels into Several Remote Nations of the World (a.k.a. Gulliver's Travels) was first published in 1726. In Book Two, i.e. his Voyage to Brobdingnag, Gulliver provides an account of the English and European political systems for the monarch of that Kingdom. These are the conclusions resulting from that account. We have not changed much since then. Valete.

"You have clearly proved that Ignorance, Idleness and Vice may be sometimes the only Ingredients for qualifying a Legislator: That Laws are best explained, interpreted, and applied by those whose Interest and Abilities lie in perverting, confounding, and eluding them. I observe among you some Lines of an Institution, which in its Original might have been tolerable, but these half erazed, and the rest wholly blurred and blotted by Corruptions. It doth not appear from all you have said, how any one Virtue is required towards the Procurement of any one Station among you, much less that Men were ennobled on Account of their Virtue, that Priests were advanced for their Piety or Learning, Soldiers for their Conduct or Valour, Judges for their Integrity, Senators for the Love of their Country, or Counsellors for their Wisdom. As for yourself; (continued the King,) who have spent the greatest Part of your Life in Travelling, I am well disposed to hope you may hitherto have escaped many Vices of your Country. But by what I have gathered from your own Relation, and the Answers I have with much Pains wringed and extorted from you, I cannot but conclude the Bulk of your Natives to be the most pernicious Race of little odious Vermin that Nature ever suffered to crawl upon the Surface of the Earth."


(Albert J. Rivero, ed. Gulliver's Travels [1726]. London & New York: W.W. Norton & Co., 2002, pp. 110-11)

sábado, 6 de febrero de 2010

Quotation of the Day: Orwell's "Looking back on the Spanish War"

This is what George Orwell said in 1942 (just a few years after his return from the front in Catalonia). It was written in 1942, but it could have been written just this morning by someone with a modicum of common sense...

"I have little direct evidence about the atrocities in the Spanish Civil War. I know that some were committed by the Republicans, and far more (they are still continuing) by the Fascists. But what impressed me then, and has impressed me ever since, is that atrocities are believed in or disbelieved in solely on grounds of political predilection. Everyone believes in the atrocities of the enemy and disbelieves in those of his own side, without ever bothering to examine the evidence." (George Orwell, "Looking back on the Spanish War", in Essays, London: Penguin, 1984, p. 216)

sábado, 7 de noviembre de 2009

Thomas Paine - Common Sense

Ahora que a diestro y siniestro lideresas de diverso pelaje malcubren sus ambiciones con el manto liberal es un momento tan bueno como otro cualquierar para citar a Thomas Paine, cuyo Common Sense da título a este modesto blog. Mark my words: no sería demasiado aventurado prever que Paine podría convertirse en un tónico intelectual e ideológico para el liberalismo progresista post-marxista. Esto es desde luego lo menos malo que podría llegar a pasar. Ya se lo andan disputando por un lado socialdemócratas proeuropeos en Inglaterra, y por otro los ultraconservadores del lunatic fringe del partido republicano en los EEUU. Como además parece que alguien anda intentando hacer una película sobre él, más vale aprovechar ahora para citarlo y reivindicar su republicanismo meritocrático, no sea que nos lo transformen en un fenómeno mediático y tengamos entonces que ponernos a cubierto ante la oleada de inesperados painitas que nos invadirá. Como no tengo tiempo para extenderme mucho, y además Paine se expresa infinitamente mejor que yo, aquí les dejo una cita de dicho tratado, que data de 1776. Con más tiempo les cuento más, y se lo traduzco también.

Some writers have so confounded society with government, as to leave little or no distinction between them; whereas they are not only different, but have different origins. Society is produced by our wants, and government by our wickedness; the former promotes our happiness positively by uniting out affections, the latter negatively by restraining our vices. The one encourages intercourse, the other creates distinctions. The first is a patron, the last a punisher.

Society in every state is a blessing, but government even in its best state is but a necessary evil; in its worst state an intolerable one; for when we suffer, or are exposed to the same miseries by a government, which we might expect in a country without government, our calamities are heightened by reflecting that we furnish the means by which we suffer. Government, like dress, is the badge of lost innocence; the palaces of kings are built on the ruins of the bowers of paradise. For were the impulses of conscience clear, uniform, and irresistibly obeyed, man would need no other lawgiver; but that not being the case, he finds it necessary to surrender up a part of his property to furnish means for the protection of the rest; and this he is induced to do by the same prudence which in every other case advises him out of two evils to choose the least. Wherefore, security being the true design and end of government, it unanswerably follows that whatever form thereof appears most likely to ensure it to us, with the least expense and greatest benefit, is preferable to all others.

martes, 6 de octubre de 2009

La higiene democrática

Reproduzco aquí abajo parte de un texto, que pueden leer uds. al completo en el blog Esta no es la Web de UPyD. Obviamente nadie puede poner la mano en el fuego por nadie, y no conozco personalmente a todos los participantes en este blog. Dicho esto, he de decir que sí conozco a alguna de las contribuyentes del blog, y sé que está entre aquellos de nosotros que llegamos al partido (como la autora del texto de más abajo) con un verdadero espíritu de regeneración. Precisamente por eso he decidido reproducir el texto, por higiene democrática, y sobre todo porque en él se reflejan situaciones similares a las que yo he experimentado. La presencia de trepas y ambiciosos de toda índole y de muy (pero que muy) variado pelaje ideológico ya se veía venir. Dábamos todos un voto de confianza, y a pesar de que en mi opinión el congreso debería haberse celebrado mucho antes, todos también hacíamos tábula rasa de la falta de legitimidad original al estar sumergidos en un proceso constituyente. Sin embargo, a la hora de abordar el congreso que se avecina, la dirección ha tratado este tema de forma torpe y bastante ruda, con la pragmática intención de no perder las riendas. Hay blogs por ahí donde se hacen acusaciones infundadas, y yo todavía estoy esperando que alguien me explique con pelos y señales por qué se ha expedientado a los expedientados-supongo que como ya no milito, no tengo derecho a ello. Pero es que los demás militantes siguien sin saberlo (más allá de acusaciones lanzadas sin fundamento). El caso es que este celo pragmático-organizativo ha llevado a la dirección a excesos no sólamente poco transparentes y democráticos (dicen ellos que por no dejar que el partido se escape de las manos o se convierta en un maremágnum), sino muy poco inteligentes. Como ya dije en alguna entrada anterior, la carga de la prueba descansa en los líderes actuales del partido, sobre todo en su cabeza visible. De todas formas, no debería sorprendernos tanto: leyendo los titulares del día a día, y a la vista de la naturaleza de nuestros políticos, no debe resultarnos inesperado que alguien con un establecido currículo en las formas y maneras de nuestra inenarrable clase política acabara asomando la patita de la forma en que lo ha hecho. Merecía la pena intentarlo. Lástima que vaya camino del habitual desencanto.

Aquí tienen el texto. Valete


Como tantos de vosotros, entré a formar parte de este partido con la ilusión de una verdadera regeneración democrática, con el sentimiento real de que este partido era diferente, basándome en su Manifiesto Fundacional, basándome en los discursos (tirando de hemeroteca) que en su día dieron miembros de la Plataforma Pro y, que me impulsaron, me animaron a afiliarme en un partido a todas luces distinto y necesario.Con ilusión trabajé con ahínco, al igual que otros muchos compañeros, con un sueño particular y personal, contribuir con mi trabajo, con mi esfuerzo, a conseguir un mañana mejor.En el día a día he ido descubriendo los entresijos y treje-manejes del partido en mi comunidad, por naturaleza confío en las personas y no cabe duda más de una desilusión me he llevado. Desconocía que en la política es cierto aquello que se dice de que no existe la ética, el respeto, la honestidad, ... Descubrí que existe la manipulación, el interés, el insulto, jugar con el honor de las personas, la vanidad, la falta de sinceridad, ...Mientras estaba en dicho proceso de conocimiento y aprendizaje, poco a poco, muchos de aquellos fundadores de la Plataforma fueron dándose de baja del partido, compañeros de gran peso han sido expedientados sin motivo real para ello, cuando querías simplemente reunirte con tus compañeros para charlar de política descubrías que no podías, cuando has querido conocer en persona a tus compañeros de otras provincias de tu comunidad hemos descubierto que no hemos podido, no mencionemos ya el poder conocer o estar en contacto con otros compañeros de otras comunidades de nuestro país. Si todos compartimos un mismo fin y objetivo ¿qué problema hay en que podamos estar Unidos en el camino al Progreso y la Democracia?Muchos afiliados de base, tremendamente válidos, mucho más que yo, por desencanto, por profunda decepción han decidido darse de baja, son muchos los que han abandonado sintiendo mucho dolor, y también rabia.Rabia por todo lo que viene sucediendo a nivel Nacional dentro del partido desde principios de año, rabia porque se considera que la portavoz del partido responde incorrectamente a la problemática interna del partido, rabia porque en las ponencias que nos presenta la Dirección, no hay atisbo de realidad con aquello que nos unió, con aquello que nos ilusionó, con aquello que nos hizo creer en el futuro, y eso no es más ni menos que el Manifiesto Fundacional. Todo lo que puedo ofrecer es ilusión, coraje, fuerza, y ganas para luchar y defender las enmiendas que nos permitan volver al origen de este partido, volver a ese sueño por la regeneración democrática, por la transversalidad real, por la transparencia real, por un partido del pueblo, en el que las personas estemos por encima del partido y no al revés, en el que tengamos voz y voto, en el que podamos participar activamente dentro de nuestras posibilidades, en el que con el esfuerzo de todos, en UNIÓN, por el PROGRESO y la DEMOCRACIA consigamos una nueva alternativa real para nuestro país, teniendo una base sólida como una roca bajo nuestros pies y así no ser jamás un partido más.

Jacqueline Gallego Castro
Galicia - Vigo

sábado, 26 de septiembre de 2009

La pantomima nacional

Este país es cada vez más divertido si uno sabe tomarselo con sentido del humor y con la inestimable ayuda de unas cuantas copas, porque un análisis sobrio conduce a la inexorable solicitud de asilo político en el consulado de Andorra. Madre del Amor Hermoso, quién ha visto a El País, y quién lo ve. Nunca se vió tan inteligente e irónico desplume de un gobierno socialista como el que hace hoy Miguel Jiménez a cuenta de la reforma (¿o era el carajal?) fiscal que ha marcado el guión del sainete político durante los últimos tiempos. Tómense un par de copazos, y dispónganse a tener un trip inédito en muchos años. Por estas se los juro. No se lo pierdan. Qué desesperado debe andar el grupo Prisa para darle esta clase de estopa a Zapatero. Porque si no fuera por la desesperación, esto no tiene sentido (a no ser, claro está, que de repente sobre la redacción de El País se haya posado el espíritu de la independencia periodística y del análisis desinteresado, pero eso, me temo, está descartado...). Ni cuando los GAL (algo mucho más grave) o cuando Filesa (algo nada baladí) recibió un presidente del PSOE este tipo de cera por parte de El País. Cómo estará la cosa que incluso en la encuesta de Público, un 58% de sus lectores piensan que la reforma fiscal es un error.

Estamos gobernados por necios doctrinarios y/o pasivo-agresivos con ganas de destacar. El en lado del PP, tenemos un registrador de la propiedad con problemas de dicción política, demasiado tímido para alzar la voz, que además se ve sobrepasado por la inepta cleptocracia que le rodea. El PP es un partido que no sólo declina su responsabilidad de oposición razonable y creíble, sino que además carece de una estrategia política y de comunicación con los ciudadanos, en tanto que los satélites que viven aferrados a sus ubres les cubren de gloria. El Bigotes resultaría cutre y anacrónico hasta para un sainete de los Álvarez Quintero. Y nadie, en este surrealista país, llega a la dignidad estética de Valle Inclán. Éste es un drama añadido: vivimos una situación absurda sin un artista que sepa redimir nuestro panorama social a través de su asunción a estatus estético-literario. Qué decir de Zapatero, el cateto progre de León que se fue a Nueva York a soltar el sermón desde el púlpito de la ONU y a hacerse una foto de Obama-fan con sus ninias.

Ya les digo, todo patéticamente divertido cuando se contempla desde la distancia irónica y el vapor etílico. Pero no se preocupen, que ni el mundo se acaba, ni el país se hunde (aunque alguna prensa extranjera se deleite en nuestras desgracias). Desde hace décadas, o más bien siglos, hemos sobrevivido a los trincones, a los jetas, y a los doctrinarios que nos aburren con las catequesis dominicales. Aparte de un proveedor de sátiras a la altura, lo único que uno echa de menos-y no es poco-son líderes técnicamente preparados que estén dispuestos a hacer lo que requiere el bien común, más allá de las consecuencias electorales cortoplacistas. Pero eso, dada la historia de este país, es mucho pedir. Valete.